jengibreEs una planta de la misma familia que el cúrcuma conocida desde hace más de 5000 años. Su origen proviene de Asia y en la Media Edad se utilizaba ya como condimento alimentario, sus virtudes afrodisiacas ya eran conocidas pero era sobretodo reservado a las clases altas por el precio alto que tenía. En India, es un alimento básico utilizado en la medicina Ayurveda. Llego a Europa en el siglo primero. En función de la época del año se cultiva en América del Sur (Brasil y Peru) o en Asia (India y China) ya que para el cultivo se necesita un clima muy caloroso y húmedo.

Fuente de energía y vitalidad

El consumo diario del jengibre es excelente para la salud. Refuerza el organismo lo que permite luchar contra en cansancio, sobre todo cuando llega el invierno y estamos bajos defensas.

Sus virtudes afrodisiacas vienen del hecho que tonifica el organismo, no tiene un impacto sobre las hormonas. Y para que la virtud afrodisiaca tenga aún más efecto, se puede mezclar con el Maca, Tribulus o Ginseng.

Ayuda en los problemas digestivos e infecciones

El consumo diario del jengibre es excelente para la salud. Calienta el cuerpo y estimula el sistema inmunitario, viene muy bien tomarlo para estar en forma pero también cuando tienes refriado, angina, tos, gripe, asma…

Algunos estudios dicen que también tendrían unas virtudes anticáncer.

¿Cómo tomar el jengibre?

Se puede tomar como infusión poniendo un trozo de jengibre en agua hervida y si quieres darle más sabor le puedes agregar una cuchara de miel y limón. Te tomas una infusión cada mañana y te aseguro que tendras energía para todo el día!

En las comidas perfume las carnes, los pescados, las ensaladas, el arroz… Os recomiendo probar el pollo al jengibre y las galletas de jengibre que están muy buenas.

Para conservarlo es mejor dejarlo al aire libre y si lo puedes comprar ecológico es mejor porque no le habrán puesto pesticidas.